Faro Los morillos

Faro Los morillos

El Faro los Morrillos está ubicado al sur del pueblo de Cabo Rojo y alumbra el suroeste de la Isla. La estructura de estilo neoclásico data de 1882 y se clasifica como un faro de tercer orden con un alcance de 18 millas de luz blanca e intermitencia de un minuto. Los planos originales demuestran que la estructura es muy similar a la de los faros de Arecibo y las Cabezas de San Juan en Fajardo. Fue el tercero en construirse de acuerdo con el plan maestro de faros del gobierno español.

El faro Los Morrillos de Cabo Rojo consiste en una estructura rectangular de 27.5 x 11.35 x 6 metros. La entrada principal mira al norte y conduce a un pequeño vestíbulo, del que sale un corredor que divide la estructura en dos partes iguales: a un lado, los alojamientos para un torrero y un ingeniero y al otro lado un almacén. La torre hexagonal está adjunta a la estructura principal, mide 18.30 metros de alto, incluida la linterna, y tiene una escalera en espiral de hierro forjado. En la torre hay dos ventanas con vista al sur y una puerta que abre al techo, el cual está diseñado para recoger agua de lluvia. El depósito circular abovedado, donde se almacenaba el aceite, estaba originalmente localizado debajo de la torre. La linterna, de diseño francés, estaba rodeada por una balaustrada de hierro. El faro fue restaurado entre el 2001 y 2004 y continua en funcionamiento.

Adaptado por Grupo Editorial EPR
Fuente original: Catálogo de Propiedades, Registro Nacional de Lugares Históricos, Oficina Estatal de Conservación Histórica, Oficina del Gobernador, 1995.

Referencias

The Lighthouse System of Puerto Rico, 1846-1979. Oficina Estatal de Conservación Histórica, Oficina del Gobernador 1995.

Sánchez Terry, Miguel Angel. Los faros españoles de ultramar, Madrid: Ministerio de Obras Públicas y Transporte, Centro de Publicaciones, 1992.

 

 

 

Autor: Grupo Editorial EPRL
Publicado: 30 de diciembre de 2009.

Entradas relacionadas

Comente

La Fundación Puertorriqueña de las Humanidades agradece los comentarios constructivos que los lectores de la Enciclopedia de Puerto Rico nos quieran hacer. Por supuesto, estos comentarios son de la entera responsabilidad de sus respectivos autores.