Francisco Arriví (1915-2007)

Francisco Arriví (1915-2007)

Uno de los principales dramaturgos puertorriqueños, la Legislatura de Puerto Rico dispuso que su nombre se diera al teatro Matienzo, “en reconocimiento a su destacada aportación al teatro en Puerto Rico, y por su legado artístico a la cultura puertorriqueña, mereciendo el título de ”Padre del teatro contemporáneo puertorriqueño” ”.

Francisco Arriví nació en Santurce, Puerto Rico, en 1915. Estudió un bachillerato en Pedagogía, con especialización en Lengua y Literatura Españolas, en la Universidad de Puerto Rico. Trabajó como profesor de Lengua y Literatura Españolas en la Escuela Superior de Ponce (1938-1941). Allí fundó Tinglado Puertorriqueño y estrenó sus primeras obras en un acto, Club de solteros (1940) y El diablo se humaniza (1941). Vuelve a San Juan y trabaja en la Escuela del Aire del Departamento de Instrucción Pública. Dirige varios dramas y escribe series para radio. En 1945 revive el Tinglado Puertorriqueño y presenta su primer drama en tres actos Alumbramiento (1945) seguido por María Soledad (1947).

En 1949, fue becado por la Fundación Rockefeller y prosiguió estudios sobre teatro en la Universidad de Columbia, al igual que René Marqués. A su regreso a Puerto Rico desempeñó por muchos años el puesto de director de programación de la radioemisora del gobierno, WIPR. En 1951 presentó el drama Caso del muerto en vida.

En 1955, escribe la primera de una trilogía de obras bajo el título de “Máscara puertorriqueña” en la cual Arriví aborda el controversial tema del prejuicio racial en Puerto Rico que desde La Cuarterona de Tapia no se trataba abiertamente. Las tres obras son: Bolero y plena (que a su vez consta de dos obras: Medusas en la bahía y El murciélago); Vejigantes, escenificada en el Primer Festival de Teatro Puertorriqueño en 1958 y premiada por el Instituto de Literatura al año siguiente; y Sirena, que presentó el Teatro Experimental del Ateneo en 1959. Otros dramas de Arriví son: Un cuento de hadas, Teatro plural entre otros.

En 1956, al año de establecido el Instituto de Cultura Puertorriqueña (ICP), Arriví ayudó a formular el proyecto para el fomento de las artes teatrales en Puerto Rico. Ese proyecto culminó en el primero de muchos festivales de teatro del ICP en 1958. Luego pasó a ocupar el puesto de director del Programa de Teatro de dicha institución en donde laboró por 20 años hasta su jubilación por razones de salud en 1980.

Ha escrito los poemarios Isla y Nada, Frontera, Ciclo de la ausente y Escultor de la sombra; En la tenue geografía (1971) y Ceiba, areyto, cemí, coquí (1980); y los libros de ensayos y artículos: Entrada por las raíces, Conciencia puertorriqueña del teatro contemporáneo (1938-1956) y Areyto Mayor. Ha sido además escritor de guiones para series de televisión y radio tales como: Héroes de la guerra, Hacienda Villa Real, Páginas de nuestra historia y Alma de la leyenda.

En el 1982, fue declarado “Humanista del Año” por la Fundación Puertorriqueña de las Humanidades. Arriví falleció en el 2007.
Autor: Dra. Ivonne Acosta
Publicado: 3 de septiembre de 2014.

Entradas relacionadas

Este artículo también está disponible en: English

Comente

La Fundación Puertorriqueña de las Humanidades agradece los comentarios constructivos que los lectores de la Enciclopedia de Puerto Rico nos quieran hacer. Por supuesto, estos comentarios son de la entera responsabilidad de sus respectivos autores.